El oasis al final del desierto del dial...

Sábados de 12:30 a 14 horas, 107.5 f.m. (Madrid) o en: Radio Enlace

martes, 8 de abril de 2008

Discos: "The stinging nettles" BELLWETHER (Rosa/Dock-2006)

Los aficionados a la (bien o mal llamada) americana y el alt-country estamos de enhorabuena, porque el sello madrileño Dock ha licenciado en España para su distribución el quinto disco de esta banda norteamericana llamada Bellwether. Y digo que estamos de fiesta porque este es un disco que deja un poso de satisfacción que no alcanzan otras obras del género.

Este quinteto de Minneapolis siempre ha estado en la LEB del rock de raices, pero desde luego con este nuevo trabajo no deberían tener problemas para subir a Liga ACB, e incluso luchar por estar en los puestos de playoff a final de temporada. Capacidad, calidad y sobre todo canciones tiene de sobra este "The Stinging Nettles" para que la repercusión de esta banda sea mucho mayor.

Como si de unos Teenage Fanclub criados en Texas se tratara (sobre todo en la canción que abre el disco "There were days"), estos muchachos han dado forma a once alhajas de neo-country que hacen más digerible la ausencia de clasicos contemporáneos del género como The Jayhawks o Whiskeytown.

En el disco encontramos afinidades con The Flying Burritos Brothers en "Talkin' funplex blues" y "Jamestown". "Angeline", con ese delicado piano, se da un aire a lo nuevo de Robyn Hitchcock con The Venus 3. También guardan cierto parecido con las tonadas más dulces de Uncle Tupelo como en "Maybe unsure" y "Poor you" (ya que la voz de su líder , Eric Luoma, es parecida a la de Jay Farrar), y en la actualidad les podemos emparentar con el lado amable de Son Volt. "Nothing's wrong" y sobre todo "A little train"serían la mezcla ideal entre la banda del binomio Farrar/Tweedy y Richmond Fontaine con los citados Jayhawks.

Quinto trabajo para este combo de Minneapolis capitaneado por Eric Luoma y que cuenta con el apoyo y admiración de (entre otras) luminarias de la talla de: Ryan Adams, Golden Smog, Blue Rodeo o Gary Louris....
Y es que se hace dificil ponerle un pero a este disco, si es que los tiene, desde luego nosostros no lo hemos escuchado por ningún recodo del mismo.

Es un álbum que entra a la primera, pero que no tarda lo mismo en salir y que consigue que cada escucha sea más placentera que la anterior. Una lástima haberles descubierto cuando ya hemos colgado en la pared el calendario de 2007, si no, hubiera recalado, sin duda, en la lista de principales de Hotel Arizona a final de año.

Nuestras mas sinceras recomendaciones.

Hotel Arizona

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada