El oasis al final del desierto del dial...

Sábados de 12:30 a 14 horas, 107.5 f.m. (Madrid) o en: Radio Enlace

lunes, 7 de abril de 2008

Discos: "In the aeroplane over the sea" NEUTRAL MILK HOTEL (Merge-1998)

En multitud de programas hemos agradecido al colectivo y sello Elephant Six su existencia y su labor al ofrecernos (sobre todo en la década de los 90) la posibilidad de escuchar el talento compositivo de grandes bandas como: Olivia Tremor Control, Of Montreal, Apples in Stereo, Elf Power, Beulah, The Essex Green o la que nos ocupa Neutral Milk Hotel.

Estos últimos quizá sea el combo más especial y entrañable de los que formaron parte de esta particular "comuna". Liderados por Jeff Magnum, en realidad solo publicaron para esta etiqueta -que él mismo capitaneaba junto a Rob Schneidern de Apples in Stereo- 3 cassettes en los años 91, 92 y 93. Sus dos discos oficiales fueron publicados por Merge (aunque inicialmente grabados para The Elephant 6 Recording Company), el sello regido por Mac McGowan de Superchunk.

Las hechuras que ya apuntaban con "On Avery Island" (1996) se ven corregidas y aumentadas en el excelso -en todos los sentidos- "In the aeroplane over the sea", obra capital para entender la psicodelia, el folk, el indie y el pop inflamado de fin de siglo.

El disco fue grabado en 1997 en los Pet Sound Studios propiedad del citado Schneider en Denver y tiene como colaboradores al propio Robert (al órgano piano, bajo y coros) en tareas de produción y a Laura Carter de Elf Power. Vamos que al final todo quedó en casa.

Con una filia especial por Syd Barrett, los Beach Boys y la psicodelia y el folk británico (con cierto aire épico/ácido) de los 60's, Jeff construyó un edificio sónico con unos cimientos extraordinariamente sólidos que no le hacía ascos a la música independiente contemporánea.
Con armazón lo-fi, las canciones de NMH son engañosas ya que con una apariencia e instrumentos acústicos se las apaña para crear unas atmósferas llenas de robustez y capaces de erizar el bello más reacio e insuflarte la dosis de adrenalina necesaria para reanimarte de por vida.
Una apreciable cantidad de instrumentos fueron utilizados para la confección del album (que realzan el conjunto): banjos, pianos, gaitas, flautas, órganos, grabaciones incidentales, pero los que más llaman la atención son los de viento, que en ocasiones le dan un tratamiento fúnebre a las composiciones y en otras de falsa verbena.

"The king of carrot flowers Pt. one", "In the aeroplane over the sea", "Two headed boy", "Ghost", "Two headed boy Pt. two" o la instrumental "10" son extraordinarias muestras de lo anteriormente expuesto e interpretadas -en mayor o menor medida- al borde del resquebrajo vocal y haciendo de la partitura su particular púlpito desde el que propagar las bondades de un universo particular (el de Jeff Magnum) que bascula perfectamente entre lo pretérito y lo rabiosamente nuevo.

Pero si hablamos de canciones hay que hacerlo sobre todo de ese monumento al psyco-indie-punk que es "Holland 1945", no porque sea la mejor del repertorio del cuarteto sino porque creo (sinceramente) que estamos ante la partitura que capitalizó el sonido de una generación y de un movimiento que nos dejó extraordinarias melodías en la década de los 90's y que a día de hoy sigue edulcorando con sal los paladares más exquisitos.
Y era complicado ya que algunos años antes Nirvana pegó un puñetazo en la mesa de la música popular de aúpa, pero NMH crearon (seguro sin pretenderlo) algo maravilloso, innvodador y atemporal, crearon algo nuevo.

En grandes o pequeñas dosis el polen de NMH esá diseminado en infinidad de bandas actuales: The Black Heart Procession, Arcade Fire, The Unicorns, The Shaky Hands, The Golden Boys o The Decemberists utilizan sus recursos, pero la que mejor ha sabido captar la esencia del "Hotel de la leche neutra" son los canadienses Rock Plaza Central, que lejos de ser un grupo de tributo llegan hasta el tuétano con unas composiciones dignas de la pluma de uno de esos genios poco reconocidos de fin de siglo que es Jeff Magnum.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada