El oasis al final del desierto del dial...

Sábados de 12:30 a 14 horas, 107.5 f.m. (Madrid) o en: Radio Enlace

martes, 28 de septiembre de 2010

LEMONCAT Y RADIO CITY DISCOS PASEAN A THE PINE HILL HAINTS POR MADRID.

¿Que tienen en común los Violent Femmes, Carl Perkins, Buddy Holly, Southern Culture On The Skids o The Carter Family? De entre las múltiples líneas discontinuas con las que podemos unir a todos ellos hay una que no esta entrecortada y se llama The Pain Hill Haints.

TPHH es un (ahora) sexteto formado en la localidad norteamericana de Florence y con base de operaciones en la zona fronteriza que separa Tennesse y Alabama.Es en ese bucólico paisaje poblado los árboles, pastos, ríos, colinas…. y de múltiples historias pasadas donde los Haits han crecido y han tomado la inspiración para dar forma a su música y sus canciones, Todas ellas embadurnadas con sonidos oriundos de una zona ,en cierto modo, castigada por los rigores de la historia y en la que Jamie Barrier (miembro más longevo de la banda) y los suyos han escarbado hasta dar con el tuétano de su propia tradición. Esa que mezcla bluegrass con la música de los apalaches , el folk esquelético con el rockabilly y el blues de preguerra, sin olvidar sonidos fronterizos como el Honky Tonk e incluso influencias celtas, todo ello aderezado con una actitud claramente anclada en el DIY.

Para dar forma al acabado pseudo lo-fi de sus composiciones utilizan instrumentos como: tablas de lavar, banjos, Fiddles, Washtub Bass, o el Bodhran, tambor típicamente irlandés que se utilizaba en el primigenio folklore de ese país. Todos ellos al servicio de canciones que hablan de trenes fantasma, bourbon, brujas, vampiros, de sexo sin amor, demonios….

Los inicios musicales del Barrier se remontan a su pubertad cuando su abuelo le llevaba a cantar a reuniones en las que se añoraba la música tiempos pasados (de hecho cuando no están de gira sigue asistiendo a esas reuniones llamadas Hootenannies) y perdiendo el tiempo en su primera banda, un grupo de rockabilly desvencijado llamado The Wednesdays con los que incluso ha editado algunos discos.

Pero volvamos a los Haints -que cogen su nombre de un atiguo cementerio de la localidad de Auburn (Alabama) donde Barrier iba a cantar de muy jovencito-, formación que ha sufrido innumerables cambios de miembros y que comenzaron interpretando himnos gospel por pequeñas iglesias de la zona norte de Alabama. Ahí comenzó a fraguarse su pequeña “leyenda”. Sus inicios fueron tan precarios que no tenían dinero ni para comprar un contrabajo -pensaban que era necesario para su música y que una banda de entidad debía poseer uno- y tuvieron que conformarse con pellizcar ese artilugio llamado Washtub Bass que le da un toque tan especial a su sonido. Hablamos de aporrear la batería (mejor dicho el tambor) con las manos, que es lo que hacía su baterista de entonces, Johnny Cobra. Esto y otros detalles contribuyeron a que fueran considerados como una Joke band.

Sus primeros 12" y splits se los editó el sello Arkam Records donde Jamie grababa con su primera formación los citados The Wednesdays, hasta que el ex Beat Happening Calvin Jonson se interesó por su particular forma de entender la música de raíces y los ficho para su sello K Records con los que ya han editado dos extraordinarios discos que deben sobresalir en las estanterías de los amantes del rock'n'roll-roots facturado con honestidad e imaginación.

Dicho esto solo queda recomendaros que asistáis a la sala Wurlitzer Ballroom el próximo sábado 2 de octubre a partir de las 22:00 para saborear el olor de la hierba y la mugre del sur de los EE.UU de la mano de The Pain Hill Haints.

1 comentario: